Lo que pasa en el momento ¿justo?

Ahora sí puede ser el momento para contarles que mientras estaba empezando lo que al final fue el post anterior y que terminó siendo a corazón abierto… me pasó algo muy particular, inesperado, y que quisiera compartir con ustedes. Leer Más

El ramo de novia que no llegó

Estamos en el mes del amor, las flores, San Valentín, y mi celebración de 17 años de matrimonio en esta semana.

Hoy pensaba hablar de las dos caras de la moneda que puede tener un día tan especial, y sigue hablando mi corazón…

Porque para mí estos son días de emociones, de recuerdos, de pensar en el pasado y en el futuro. Son días donde indefectiblemente recuerdo a mi amiga de la adolescencia, a quien despedimos en la mañana del 16 de febrero, hace 17 años… el día que me casaba por Iglesia.

Pensaba contarles cómo ella luchó por su amor, se casó en mayo, y al mes le diagnosticaron leucemia… cómo sobrellevó la enfermedad acompañada por su familia, cómo armó en su primera y única casa con su esposo, su primer y único árbol de Navidad… el más lindo que he visto!. Cómo disfrutó cada momento que salía del Sanatorio, cómo pasamos esa Navidad en la Plaza Rivera, con su familia, frente a su ventana… y cómo por suerte, ella y yo, superamos cierta distancia en esa etapa…

Porque a veces uno no sabe cómo actuar en situaciones así, y de pronto las decisiones que tomamos afuera de la habitación, a ella le afectaron mientras estaba adentro… porque nos necesitaba a todos más de lo que pensamos. Qué bueno haber podido hablarlo! qué bueno haber podido pasar una tarde entera juntas, en su sala, más allá de lo que pudiera pasar entre los que estábamos afuera.

ramoElla estaba mejor, teníamos proyectos, iba a ir a mi casamiento… ya sabía qué se pondría, y yo ya sabía que mi ramo de novia sería para Laura. Estaba todo bien.

La internaron unos días antes… entonces tenía planeado ir de la Iglesia al Sanatorio a llevarle el ramo, porque era para ella. Pero no fue posible.

En la mañana de mi casamiento, durante su velatorio, su madre me consolaba a mí diciéndome “disfrutá, ella estaba feliz, iba a ir a tu casamiento…”. Cuando salí de la Iglesia, en la noche, estaban su esposo y sus hermanos allí, expresamente para saludarme. Un gesto que valió oro para mí… y que atesoro.

Mi familia, los amigos de ambas, estábamos todos con sentimientos encontrados, algunos con kilómetros de ida y de vuelta para una despedida y para una fiesta… que tiñeron la noche sin dudas… especialmente por momentos. Al otro día, como el ramo era para ella… fui al cementerio a llevárselo. Lo que nunca hubiera querido…

Laura no pudo ir a mi casamiento, pero es la persona que más recuerdo en estos días, y todos los días. Es quien no se merecía recibir el ramo así, pero quien lo merecía más que nadie.

Y aquí mi pequeño homenaje, en nombre del amor y de la amistad. Y como una amiga que hubiera querido estar más presente pero le ganó la cobardía en ese momento para pedir “un lugarcito” en el cuidado diario.

 

 

 

 

 

Desafío “De puño y letra”

Febrero. Mes de San Valentín… día de los enamorados. Explotarán las redes con mensajes entre las parejas.

TE DESAFÍO a escribir eso que sentís por la otra persona “de puño y letra”. 
A poner tu cuerpo al servicio de tu corazón. 
A decírselo “sólo a él” o “sólo a ella”. 
A dejar de lado las pantallas, la tecnología, el público, los seguidores y el afán de conseguir “me gusta”.

Te desafío a volver al lápiz y al papel, a la intimidad, a “nosotros” y a esa magia que tiene una tarjeta o una carta escrita a mano.

Si ya sos de la generación tecnológica, te invito a experimentar la sensación de escribir una carta a mano.
Si ya supiste lo que es y lo estás olvidando, te invito a recordar lo que se siente.

Y DESPUÉS volvé a las redes, y compartinos qué sentiste vos y qué respuesta tuviste de la otra persona… te animás?

 

Este desafío quedará en la página de Desafíos… porque tal vez aparezca para alguien en SU momento indicado.

 

El sábado seguiremos hablando del amor y las parejas…

Seguinos en @eurekaonline5 en Facebook y en Instagram.

Se vienen sorpresas a partir del Mes de la mujer, con invitados especiales. Avisá a tus amigas!! Seguro somos más las Eurekianas…

 

Piques para San Valentín

14 de febrero… Día de los Enamorados… Día de San Valentín.

Piques para hombres (especialmente, conociendo a las mujeres…):

 

Si pensás regalarle flores a tu pareja, te sugiero que te asegures de qué significado tiene para ella ese “detalle”.

 

Si no le regalás nada el Día de San Valentín: primero, estás en “peligro”. Segundo, te sugiero que no se te ocurra aparecer con flores otro día, al menos que sea su cumpleaños… o atenete a las consecuencias.

 

Piques para mujeres (especialmente, conociendo a las mujeres… ;):

Si tu pareja te regala flores “porque sí”, pensá en positivo, dejate querer, dejate mimar, sentir que sos importante. Tal vez sea eso lo que no te permitís y no podés aceptar 😉

 

pareja neutra

Ah! y por prevención, no alardees ante tus amigas: seguro que si alguna de ellas asocia las flores a culpa, te va a instalar el bichito de la duda…

 

Leer Más

2 formas de tener el control de lo que nos pasa

arbol cerca
Aunque parece que hay una sola forma de actuar porque “soy así”, si miramos bien el árbol podemos ver la cantidad de opciones que tenemos. Podemos elegir.

Y llegamos desde el bosque al árbol.

Varias veces hablamos y habrán escuchado ya por ahí:

  • lo que pensamos y sentimos determinará lo que decimos y hacemos,
  • o pensamiento y sentimiento determinan la acción,
  • o nuestras conductas son el resultado de lo que pasa en nuestro interior
  • o nuestra mente determina nuestro comportamiento

En fin, varias formas de decir algo parecido: no actuamos “porque sí nomás”, actuamos luego de un proceso interno. Lo interesante es que este proceso puede ser consciente o inconsciente para nosotros.

Y más aún: generalmente lo que vemos es la conducta, sin percatarnos de lo que sucedió antes. Actuamos de forma “automática” bajo el mando de lo que ya tenemos incorporado, de nuestros hábitos y expectativas. Leer Más

TIPS PARA SER EUREKIANA…¿serás?

EUREKIANA es una mujer, entre 25 y 70 años… o más… o menos.

Es una mujer en “proceso de mejora continua”: que está buscando motivación, comprensión, sentirse identificada con otras historias, y sentir que “no está sola” en lo que le pasa y en lo que siente.

Puede ser que no se sienta plena, pero sabe que puede estar mejor… o tal vez porque ya lo ha logrado y quiere seguir avanzando.

Tiene sueños, objetivos, y también miedos y necesidad de apoyo. Es probable que tenga objetivos no cumplidos, otros que sí logró, dudas y ansiedades. Por eso al leer se siente tranquila y no juzgada, sabiendo que “es normal”, que es persona, y que todos tenemos nuestras “nanas”.

Se preocupa por pensar en sí misma y en sus seres queridos. Pero este pensar en sí misma no es solamente para ir de shopping y tener la última tendencia de la moda en ropa, maquillaje y accesorios (lo puede hacer sí, y está muy bueno y divertido):

Piensa en ella porque se preocupa por estar y actuar del mejor modo posible, porque quiere comprender algunas cosas y porque le interesa el desafío de re-conocerse.

Se puede haber dado cuenta ya o darse cuenta de algunas cosas a través de Eureka. Se entretiene mientras lee y recibe el mensaje de “si a vos te pasa lo mismo, sabés que podés hacerlo diferente”. Disfruta de tener alternativas para pensar en sus propias soluciones, sin tener aquí recetas mágicas paso a paso.

Una EUREKIANA es una mujer que siente, que piensa, que tiene aciertos, temores y problemas, como todo el mundo.

También es una mujer que SABE que puede ser diferente, que es MUCHO más que esos temores y problemas.

Sabe que el cambio está en ella, y que de sus logros dependerá en gran parte el cambio en su entorno.

Reconoce sus puntos débiles, y se siente fortalecida al saber que es “normal”.

Está dispuesta a avanzar, a ser ella misma, y eurekaonline le permite detenerse a pensar en cosas que sabe que le pasan, y en otras que tal vez no se ha dado cuenta…

EUREKIANA irá aprendiendo sobre sí misma, mientras observa y está atenta a lo que les pasa a otras.

Si necesita apoyo profesional, sabrá a quién acudir en su entorno, sin la expectativa de que este sitio sea un consultorio… porque no lo es.

Si te sentís EUREKIANA, este es tu lugar. Sumate, seguí Eureka, acercá a esas mujeres que pensás que tienen este perfil… y si te animaras a comentar algo aquí, genial!!

Si ingresás tu mail no te vamos a molestar, simplemente tendrás un aviso de primera mano cuando haya una nueva entrada al blog.

Habrá novedades del MES DE LA MUJER, no te las pierdas. Eureka está cambiando y creciendo, como vos… y como yo 😉

¿Me acompañás?

 

 

¿Por qué reaccionamos diferente?

Hola!!

Ya iluminamos el bosque… acerquémonos a los árboles 😉

¿Hiciste el ejercicio anterior para empezar a pensar en diferentes experiencias y reacciones?

En fin, el objetivo era pensar en las diferencias, que probablemente encontraste y podrás seguir encontrando… Leer Más

Para pensar en diferencias

Y aquí estamos, comenzando las entradas semanales como anticipé en Eureka 2019!! En las tres primeras, aprovecharemos el principio del año para empezar a descubrir “algunas cositas” sobre los individuos y las relaciones: consigo mismo, con otros… y con la vida!.

Iremos  recorriendo un camino que nos ayude a comprender al menos una parte de algunas cosas que suceden a tu alrededor, y en vos mismo/a, y que de pronto no entendés por qué: “¿Por qué me siento así?; ¿Por qué actúa de esa manera?; No entendí qué pasó… “. En esta oportunidad, no hablaremos de las respuestas a estas preguntas: iluminaremos el bosque para después ir deteniéndonos en los árboles.

NUESTRO BOSQUE COMO PUNTO DE PARTIDA

Para empezar a entender la base de nuestro año, y desde dónde partimos,  hoy intentaré una explicación muy simplificada para empezar a pensar.

En pocas palabras: somos personas, estamos siempre dentro de algún tipo de relación con otros, tenemos nuestros objetivos, y estamos en un lugar y un momento determinados. Todos estos elementos (las personas, las relaciones, los objetivos) tienen sus características, pasan por sus propios ciclos y no siempre coinciden en tiempo y espacio.

En primer lugar, ser personas, INDIVIDUOS, con nuestras necesidades, carencias y puntos fuertes, preferencias, elecciones, modo de vida, expectativas, etc., de por sí implica una responsabilidad con nosotros mismos, hacernos cargo de lo que sentimos y necesitamos, de nuestros objetivos y nuestros proyectos, para ESTAR BIEN.

Por eso este aspecto (el individuo) ocupará el foco de nuestra atención a lo largo del año, si bien iremos haciendo énfasis en alguno de los otros a la vez.

A esto le sumamos que, aunque somos individuos, somos SERES SOCIALES: necesitamos estar con otros por naturaleza desde que nacemos, así como la vida en sociedad nos lleva a adaptarnos a determinadas reglas de convivencia, incluyendo respeto y tolerancia además del cumplimiento de normas y compromisos. Algunas veces -no es lo común- nos percatamos de que mucho de lo que está en nuestra mente y que creemos que “debe ser así”, en realidad no es nuestro sino que fuimos “programados” con esas ideas, sin darnos cuenta.

Sabiendo esto, nuestra atención continuará en el individuo dentro de las relaciones, cualquiera sea su rol, haciéndonos responsables de nosotros mismos y de nuestra posibilidad de decidir lo que queramos en determinado momento.

  • Hasta aquí ya tenemos dos elementos clave: nosotros mismos y la relación con los otros (cada uno con sus necesidades propias, más las de la relación en sí. ¿Qué lío no?)

Por si fuera poco, pongamos en juego el TIEMPO y el ESPACIO. ¿Cómo? ¿Cuándo? ¿Dónde?

Pensemos en una persona en una relación (cualquiera sea: familiar, de pareja, laboral).

A veces, los tiempos y espacios tanto personales como de la relación coinciden permitiendo a esa persona desarrollarse saludable e individualmente, y además llevar adelante proyectos, cumplir objetivos, y sentirse satisfecho con el vínculo tal como está. Podríamos pensar que se conjugan favorablemente lo individual, lo relacional, el tiempo y el espacio.

Otras veces, el desarrollo individual no es tan saludable, no hay proyectos en común, o el tiempo y/o el espacio no coinciden entre los miembros de la relación. Cualquiera de estas posibilidades podría afectar tanto el vínculo como el bienestar individual.

¿De qué depende?

Sin dudas hay múltiples respuestas posibles, según el punto de vista de quien lo interprete.

Nosotros, aquí, nos centraremos en entender las diferentes reacciones desde los pensamientos y sentimientos, que se verán reflejados en el comportamiento de cada uno… y viceversa. Porque en definitiva, todo lo que hacemos surge de lo que pensamos o sentimos, seamos o no conscientes de por qué lo estamos haciendo.

La buena noticia, es que también tenemos “el viceversa”: cambiando lo que hacemos podremos sentirnos y pensar de un modo diferente… y eso está muy bueno si tomamos el control.

Profundizaremos en esto en nuestra próxima entrada.

Ahora les dejo un ejercicio para PENSAR EN DIFERENCIAS e iluminar el bosque:

  • Pensá una situación en la que los miembros de una pareja se casan y van desarrollándose personal y/o profesionalmente compartiendo un Proyecto de vida. Ven crecer a sus hijos, a sus nietos, cumplen su rol de abuelos como siempre lo soñaron, se jubilan y envejecen juntos, acompañados de su familia.
  • Ahora, imaginate una familia en la que se podría romper esa cadena en cualquiera de sus eslabones: la pareja podría separarse; algún hijo se podría ir al exterior para desarrollar su propio proyecto de vida lejos; podrían no ser abuelos o envejecer con su familia a distancia, entre muchas otras posibilidades que podrían alejar el Proyecto de vida de la Realidad (tanto de la pareja como de los otros miembros de la familia).

¿Pueden imaginarse cada una de las situaciones y las posibles consecuencias en cada miembro de la familia? Tal vez lo han vivido personalmente…

Apuesto a que la mayoría tendería a pensar en la primera familia como “feliz” y en la segunda como “no-feliz”.

¿Por qué? porque el primer ejemplo se ajusta más al ideal, a lo que se espera y para lo que podemos estar “programados” socialmente porque es (casi) natural que así sea, y pensamos que si todo funciona acorde a lo esperado y están todos juntos, estarán todos bien.

¿Será siempre así?

¿Necesariamente una familia cuyos padres se separen o un hijo se vaya lejos será “no-feliz”?

¿Necesariamente los miembros de una familia que no tiene separaciones  de ningún tipo serán felices?

La invitación hoy es a que pienses en tu experiencia, o en alguna que conozcas, prestando atención a las reacciones de diferentes personas ante una misma situación, cualquiera sea. 

Te espero la próxima semana para acercarnos a los árboles 😉

¿Me acompañás?

 

 

 

 

Eureka 2019

Yo no aspiro a ser una experta en nada aquí.

Aspiro a desarrollar mi vocación siendo yo, aportando desde mis conocimientos y mi manera de acercarme a las personas a través de lo que escribo.

No jugaré a la psicóloga, pero sí asumiré la responsabilidad de ayudar en la medida de lo posible a que alguien se sienta mejor, se sienta acompañado, comprendido y animado a HACER CAMBIOS QUE LE HAGAN BIEN. 

Aspiro a que se sientan identificados con lo que leen, ya sea para estar de acuerdo o no, pero con el objetivo de pensar, de tener una mirada crítica o al menos “otra mirada”. 

Aspiro a que cada lector encuentre, en algún momento, su MOMENTO EUREKA y su mejor versión.

Leer Más

Espíritu de Navidad

Época de nuevos propósitos, de balance y de renovación como vimos en una entrada anterior. Y mientras seguimos juntando papelitos de colores para otros proyectos, podemos poner toda nuestra energía en uno de ellos. Tal vez no sea momento de pensar en el trabajo que hemos hecho todo el año y para el que tengamos que repensar el año próximo… pero en otros aspectos de nuestras vidas, estamos en un momento ideal de cambios y de ejecuciones. ¿Por qué esperar al nuevo año para que las cosas cambien? ¿Por qué no comenzar ahora con eso queremos? ¿Por qué postergar?¿Por qué dejarlo en buenos propósitos? Leer Más

El momento eureka

Hoy elegí compartir con ustedes un artículo que encontré dentro de mi propia investigación personal, y que tiene mucho que ver con el proceso, razón de ser y el nombre de este blog.

Es de Julia García López (comunicadora científica). Está textual, y les dejo de todas formas el link aquí para quien quiera ir a la fuente:

https://www.agenciasinc.es/Reportajes/Ese-inspirador-momento-eureka-que-solo-llega-cuando-el-cerebro-desconecta

Es un buen momento para leerlo. ¡A disfrutar las vacaciones!

Las vacaciones están para relajarse y también para permitir que el cerebro dé a luz grandes ideas. Dejar que la mente vague a sus anchas favorece que de pronto aparezca la solución a esas preocupaciones que nos llevan consumiendo durante meses en la mesa de trabajo. Es el momento eureka. Nace en las neuronas situadas sobre la oreja derecha y llega sin avisar, pero existe.

Leer Más

Balance y renovación

Más de un mes sin escribir… lo extrañaba. Y no crean que ahora estoy aquí porque tengo muy claro qué hacer… de ninguna manera.

seasons-of-the-year-1994663_1280Simplemente hoy dí un primer paso, porque estamos en un momento de tomar notas, de lluvias de ideas usando papelitos de colores… pero a la vez sin la energía o sin la madurez necesaria para llevarlas a la práctica. Como en un otoño donde todo se marchita, y un invierno que parece que no pasara nada… para resurgir con fuerza, vida y color en primavera. Leer Más